Solemne ceremonia en Orihuela para conmemorar el Día de las Fuerzas Armadas y el Centenario de la Real Legión Británica

30 junio, 2021

En un acto solemne y cuidando hasta el último detalle, la Catedral de Orihuela se convirtió el pasado sábado en el lugar elegido para la conmemoración del Dia de las Fuerzas Armadas y el Centenario de la Real Legión Británica. Hasta nuestra ciudad se desplazó el embajador británico, Hugh Elliott, quien fue recibido por el alcalde de Orihuela, Emilio Bascuñana. Junto al embajador y el primer edil, se encontraban también la concejal de Residentes Internacionales, Mariola Rocamora, el concejal de Patrimonio, Rafael Almagro, el agregado de Defensa Británico, capitán Ian Clarke RN, la vicecónsul británica en Alicante, Liz Bell y distintos miembros de las fuerzas armadas y de seguridad británicas y españolas.

Debido a la situación sanitaria actual no se pudo celebrar el tradicional desfile hasta la Catedral y en el interior se guardó el máximo distanciamiento social lo que limitó el número de asistentes. The Royal British Legion Concert Band en España dio más emotividad a la ceremonia con sus acompañamientos musicales como la marcha de la legión británica. También pudimos escuchar al dúo ‘The Prayer’, la interpretación de Alwyn Pollendine, seguido de Piper David Heaney, quien paseó por la catedral mientras tocaba con la gaita el lamento «Hector the Hero». El momento más emotivo fue cuando se interpretaron los dos himnos nacionales tanto el británico como el español.

El embajador británico, que era la primera vez que asistía a este acto, destacó durante su intervención el orgullo que sentía por ser el patrón de la Real Legión Británica en España, así como la excelente relación que existe entre las fuerzas armadas del Reino Unido y las de nuestro país. De hecho, tras este vento Elliott escribió una reflexión en la que resaltó que, de todos los cargos que desempeña, el rol que más le enorgullece es el de patrón de la legión. “El pasado sábado tuve el honor de asistir a un evento en Orihuela, junto a oficiales en servicio, veteranos, familias, reservistas y voluntarios, para marcar la doble conmemoración. Hace apenas tres semanas, tuve la suerte de poder visitar el HMS Kent, mientras ella realizaba una visita al puerto de Alicante, una demostración visible de la estrecha cooperación entre las Fuerzas Armadas Británicas y nuestros Aliados”.

Continuó agradeciendo la acogida brindada por el alcalde de Orihuela y recordó el servicio que presta la legión británica. “Durante los últimos 100 años, ha luchado por mejorar la atención y el apoyo de por vida al personal en servicio y ex-servicio y a sus familias, pero sus logros son más amplios de los que muchos aprecias, tanto como campeones de las fuerzas armadas como su contribución a la sociedad en general. Trabajan muy de cerca con organizaciones benéficas españolas como Cruz Roja y hacen todo lo posible para aliviar la presión sobre los servicios de apoyo españoles cuando pueden. Y hablando en el acto aniversario, el alcalde de Orihuela, Emilio Bascuñana Galiano, no podría haber sido más acogedor y solidario”.

Por su parte, el alcalde de Orihuela se dirigió a todos los asistentes, por primera vez en inglés, destacando que “nuestro municipio, Orihuela, y de manera especial nuestra costa es lugar de acogida y recibimiento de cada uno de los visitantes y nuevos residentes que desean acompañarnos. Nuestra comunidad de residentes británicos, la más numerosa de todo el arco mediterráneo y también la más numerosa de nuestro municipio, nos hace sentirnos privilegiados con su presencia, al elegirnos como destino, para vivir junto a nosotros. Sentir, que les aseguro, es compartido por todos los oriolanos. Orihuela se siente elogiada y agradecida con la presencia de todos ustedes, deseamos que sientan como en su propia casa”.

 Finalizó Bascuñana recordando que nuestro clima hace de Orihuela un lugar de salud durante todo el año, disfrutando de aquello que nos regala: nuestra rica y variada gastronomía, el sol, las playas, los campos de golf, así como el maravilloso patrimonio histórico, artístico monumental y cultural, entre otros. Emplazó a la Royal British Legion a que el próximo año vuelvan a la Santa Iglesia Catedral de Orihuela, sede episcopal de nuestra diócesis.

Después de la ceremonia el embajador británico en España, Hugh Elliott, se dirigió al Ayuntamiento, acompañado por el alcalde y los miembros de la corporación para firmar en el libro de honor de Orihuela, que está expuesto en la Sala del Oriol

Categoría: Ayuntamiento, Noticias, Residentes internacionales

Los comentarios están cerrados.